Rincón Editorial: EDT y sus “de una a otra y logo nuevo porque me toca”

Y no di bastante la lata el otro día, que aquí volvemos a la carga, porque a mí me da la gana y me toca mucho la moral todo esto que está pasando. Venga, EDT de mi alma, vamos a mostrarles a todo cómo se te ocurrió la genial y total-sosamente-absurda idea de llamarte así y tener este logo tan “molón” que te has agenciado.

Aquí viene el amigo Joan Navarro y en su blog Viñetas nos explica todo el proceso paso a paso y con pelos y señales. Primero de todo, lo que ya sabíamos: que Naruto y compañía de series empezadas, seguirán llevando la marca “molona” y de toda la vida Glénat, con la pestañita correspondiente de cada color en su lomo. Al menos, hasta 2014, que así se lo ha permitido la madre francesa. Eso sí, como no terminen las series para esa fecha… vamos a tener EDT hasta en la sopa en ellas.

Pero los españoles somos personas sin puntualidad y con la impaciencia subida a la cabeza y claro, les entró la prisa por cambiar el nombre y el logo cuanto antes y aquí está el resultado.

Lo primero que se les ocurre – o más bien creo yo que quiso imponerlo el propio Joan Navarro – fue el nombre de Viñetas. ¡Qué casualidad que se llama igual que su blog personal! Vale, de más revistas de tebeos también, pero lo primero que se me vino a la cabeza a mí fue eso. No obstante, como españoles que somos, siempre somos un dolor de cabeza para los extranjeros y que una marca editorial con vistas a tener mercado fuera de España tenga una letra “ñ” en su título, sería una maldita jodienda para estos a la hora de pronunciarlo. Así que este, descartado y a la pila… de la basura. Si es que, hasta españoles se querían sentir con el nombre y el logo, manda narices. Yo no me quejaría por eso, pero reconozcámoslo, NO LE PEGA NI CON SUPERGLÚ. ¿Tú te crees que un extranjero va a comprar algo de la marca “Vinetas”? ¡Pero si ni nosotros compraríamos con “Viñeta”!

Bajados los humos de la idea anterior, llega una de las 3 buenas propuestas. Porque sí, de todas las que se les han pasado por su espléndida cabecita, solo había tres que medio merecían la pena, y yo pienso que ni eso. Con esta, parece que le dieron un poco al coco, porque el mismo Joan Navarro apunta, que querían un logo lo más parecido al de Glénat, para que no se notara diferencia en el lomo de los tomos, sino te acercabas mucho o no te avisaban del cambio de nombre. ¡Por qué carajos no seguisteis con esa idea en mente, joder! Si hubiera sido así, hubiera aceptado hasta gustosa el nombre, solo por el hecho de que habéis pensado en nosotros de ese modo. Pero no, tampoco gustó la propuesta “Goliat“.

Entiendo que desde que te colocaste como una de las mejores y más grandes editoriales en esto de los cómics, se te haya subido un poco a la cabeza, pero eso de querer llamarte a ti mismo “gigante” en los tiempos que corren… ¡Que Norma te gana por mucho! Pero claro, Goliat es un nombre taaaaan común, que por decir, está hasta en la Biblia y “con la Iglesia hemos topado, amigo Sancho”. ¡Si hasta ellos mismos tenían su Goliat! El caso, que como la Propiedad Intelectual y el Copyright están tan a la orden del día, al carajo la propuesta también. Y esta había molado.

Y a partir de esto que os da por buscar nombrecitos lo más parecidos a Glénat, como que empezaran por la G y tuvieran las mismas letras… y como os dijo vuestro anterior contable: “os hundís”. Encima yo le añado: os hundís en un vaso de agua. Aquí llega “Glups!“.

Lo reconozco, me he partido de la risa y hasta me ha molado el nombre. Tenía gancho y era original. Este no me hubiera importado demasiado. Pero me seguiría sonando a chiste malo. No obstante, parece que esta propuesta si cuajó bastante, porque hicisteis hasta una prueba en el lomo de Claymore y un logotipo para que se os reconociera también. Vamos, que ya estabais viendo la vida solucionada, cuando os da por ir a pedir opinión a otras personas, en este caso, de la librería Continuará y estos os dan otras ideas. ¡Vuelta a empezar!

Y hablando de continuidades, hablamos de Continuará. Famosa y mítica tienda de Barcelona dedicada al mundillo y que parece que les dio un rayo de inspiración a estos señores, porque no les salió uno, sino hasta dos nombres como combinación de ella. El primero, japonés a más no poder – coño, como que es la traducción literal de la palabra – y fue Tsukuzu. ¡Hasta se la presentasteis a Viz! Lo reconozco, esa también me molaba, porque era japonés no por otra cosa. Porque a mí, con tanta “u” suelta, me recuerda a la palabra “kukuchumuchu” o como narices se escriba y diga eso. Y la otra era, atención al dato… Glénat-Continuará. ¡Dios! ¡Cómo os habéis quebrado la cabeza! Yo prometo que intenté no reirme, pero fui incapaz. Además, me vino como un flashback de estos raros de película a la cabeza y, cuando leí Glénat-Continuará, instintivamente vi esa famosa marca, que de pequeños veíamos al final de cada capítulo de anime que nos tragábamos y que era algo así como un “ccsignoraroquenotengonipajoleraideadequenariceses”, que significaba “continuará”. Yo, de verdad, que ya me lo espero todo de ti… hasta eso y la maquetación que os agenciasteis, que parecía una mala pegatina “stick-stack”.

Y claro, con tanto nombre, tanto logo, tanta marca y tantas tonterías, intentar escoger el maldito logotipo y que fuera algo decente era un “de oca a oca y tiro porque me toca” infinito. Pero es que además, os empeñasteis en hacer paralelamente el logotipo del nombre oficial de la compañía, “Editores de Tebeos”. Y me parece que se os fundieron algunas cientos de neuronas o no sé que narices os entró, que visteis la luz de la salida al decir: “ya está, EDT tanto para el logo, como para la empresa”.

Fin de la historia. Vosotros os ahorráis el pensar y quebraros la cabeza con el nombre y el logo, y nosotros nos jodemos un poquito con este juego de la oca que acabó en el puente. Y ahora que nos lleve la corriente, ¿no? En fin, yo ya creo que me he quejado bastante, total, diga lo que diga y haga lo que haga, te vas a llamar EDT, el extraterrestre, sí o sí, así que… ajo y agua. ¡Pero me sienta rematadamente mal saber que voy a tener dos lomos diferentes al comprar novedades tuyas! Si ya te compro poco, menos ganas me van a entrar…

Que sí, que vale, que si el manga está bien editado y se lee bien, ¿qué más me dará? Pues no, porque yo soy así de tiquismiquis y de perfeccionista y a mí me sabe esto a falta de respeto hacia el consumidor de manga. Pero si son palabras de arriba, de la señora francesa, pues habrá que acatarlas, o encima nos resucitan a Napoleón y tenemos aquí la segunda parte de la Guerra de Independencia, y no está el país para más trotes. – maldita crisis… –

En fin, EDT, “amiga mía”. Ahora que tienes nuevo nombre y logo… aunque ha sido como ir de un gigante a un chupachups, para acabar como el DDT de la T.I.A… ¿y ahora qué? Eso mismo me pregunto yo. Más te vale traer algo ya, porque sino, vas a acabar mal, bastante mal. Que jugar a la oca es muy malo, y este mundillo, es más bien una ruleta de la suerte: o se tiene buen ojo y suerte en la tirada… o te sale, literalmente, por la culata. ¿Cuál será tu suerte? El tiempo dirá…

Matta-ne!

Kisacullen

Advertisements

5 comments on “Rincón Editorial: EDT y sus “de una a otra y logo nuevo porque me toca”

  1. Esto no tiene nombre, lo leí en su momento y me parece una cagada como la copa de un pino…espero que se dediquen a licenciar alguna cosa decente y a Kishimoto y a Hoshino les ruego que terminen sus respectivos mangas antes de 2014. Partiendo de que Kubo espero que también lo haga…

    Muy descontento me tiene “EDT” ¬¬ y más lo voy a estar me da a mí

    • Tiene más pinta de que sea Kubo quien termine antes que Kishimoto xD Bleach si veo yo que lo veremos terminado con el logo de Glénat, los otros… no sé xDU

  2. Soy Ana. Yo conozco bastante bien al anterior contable de Glenat España (que, por cierto, no era meramente un contable, como dice ocasionalmente el Sr. Navarro sino Director financiero y Jefe de personal) y no es cierto que dijera en ningún momento, ni dentro ni fuera de la empresa, que Glenat se hundía. Los que conocen y han tratado al Sr. Navarro saben que disfruta burlándose de todo el mundo, y despreciando a sus semejantes con el único objeto de vencer su patente complejo de inferioridad. Le gusta adornar sus escritos y su propio blog con fantasías, y ésta es sin duda una de ellas. Y hasta pienso que, en ocasiones, a fuerza de repetirlas, acaba creyendo en esas invenciones supuestamente graciosas. Únicamente añadiré algo muy significativo: todas las editoriales en las que el Sr. Navarro ha ostentado algún puesto directivo se han hundido, pero no por sus “contables” o por sus colaboradores, casi todos magníficos profesionales, sino por su propia incapacidad para gestionar adecuadamente una empresa. Hago este manifiesto para poner los puntos sobre las íes, ya que yo he tratado con tanto con el como con el referido “contable” y les he conocido lo suficiente para poder estar segura de todo lo manifestado.

    • Ana, primero, gracias por leer. Yo quiero dejar claro una cosa: que por mucho que me queje, al final compro cosas de la editorial porque, al fin y al cabo, me gusta el manga. Y al final, dará igual que se llame de una o de otra. Sé también que no es facil encontrar un nombre y un logo para una nueva empresa, pero igualmente, no deja de sentarme mal esto que he dicho: tener dos marcas diferentes para la misma editorial, amén de que sigue sin gustarme el nombre actual. Pero para gustos los colores, asumo. Sí, me he desquitado un poco, bastante, pero es lo que pienso: para mí, que soy así de tiquismiquis con mi hobby, que soy capaz de coger 4 tomos para mirar que el lomo esté bien maquetado y no tenga picos doblados, antes de quedarme con uno, pues eso, que me va a saber fatal.

      Solamente quería hacer uso de la libertad de expresión, quizás me pasé con la ironía y el humor negro, pero usé palabras que ellos mismos dijeron, solamente eso. Si ha sentado mal, pido perdón, pero no quita que siga pensando lo mismo.

  3. En efecto, kissacullen, mi crítica no iba dirigida a ti, y te agradezco tu respuesta. Como ya has dicho, te limitaste a repetir unas palabras que, en efecto, parece que salieron del gerente de la empresa cuando estaba en el proceso del cambio de nombre. Lo único que quise manifestar es que lo del contable fue, sin más, un chiste del citado individuo y no respondía en modo alguno a la realidad, y, por cierto, un chiste con más bien poca gracia, ¡Ah!, y yo también seguiré comprando manga, pese a todos los pesares. Felicidades por tu rincón.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s