Rincón de Manga: Amor a segunda vista

Y otro post más que viene a parar a esta sección. Ya está aumentando de tamaño y eso que no llevo ni la mitad reseñados… ¡es que no llevo ni un cuarto siquiera! Otro tomo único más de la colección – cualquier día se te cae la tabla de todos los que tienes – y otra ivreada de turno.

El tomo que hoy os presento es Amor a segunda vista de Ako Shimaki. Bueno, para ser titulazo “made in Ivrea” tiene un pase comparado con todos los demás que he visto y, reconozcámoslo, la portada es bonita, aún representando lo que representa. Me gusta la composición, que queréis que os diga – haciendo gala de conocimientos de iluminación y demases aprendidos en clase, ¿verdad hija? – Este tomo único contiene un total de 4 historias:

  • Amor a segunda vista
  • Un instante de luna
  • Línea contigua de novios
  • Juntos donde sea

Lo dicho, titulazos como siempre Ivrea, aunque esta vez, no son tan rematadamente malos, que tienen su pase. Eso sí, lo de “línea contigua de novios” suena mal de narices, pero lo dicho, yo ya de ti, no sé de qué me sorprendo. Al menos, y como es de Ako Shimaki, se que no será uno de tus porno-shojos, sino uno de los light.

Este tomo creo que fue el primero que abrió mi colección de tomos únicos. Y si no, se trata del segundo, pero realmente, es de los primeros que formó parte de ella. De estos días que te sobran los 8€ en moneditas y centimitos, estas en la Fnac y dices: pues voy a pillarme algo, como quien no quiere la cosa. No sé, ese día me debí tomar algo raro que me entró la “picáh” de comprar un tomo que estuviera cerrado y este era el más decente de toda la estantería – ya sabéis como suelen estar los tomos en Fnac de bien cuidados –

Abrimos el tomo y comenzamos la lectura por la historia que le da nombre: Amor a segunda vista. Esta es la historia de Chie y Horikawa. Chie es una chica bastante simple, seria y que no se preocupa demasiado por su aspecto. Pero tiene un trabajo: es la celestina de su amiga Mika. Ella se encarga de buscarle un buen candidato a ser su novio. Pero nadie la toma en serio a ella, lo que la frustra demasiado. Hasta que aparece Naoki Horikawa para salvarla y ver la verdadera belleza que hay en ella. Pero Horikawa le hace una proposición extraña: quiere ser el último en pedirle a Chie una cita con Mika. ¿De quién está enamorado, de Chie o de Mika?

Sinceramente, pienso que esta es la historia más… ¿cómo decirlo? ¿Tópica? Y es que, tenemos a la típica chica “fea”, con gafas, simple e inteligente a la sombra de la amiga guapa y popular y, qué casualidad, rubia; y luego tenemos al chico guapo y popular que se fija en ella. Pero la chica no puede aceptar eso. Conclusión: complejazo topicazo del quince. Aún así, reconozco que es de las historias más monas del tomo y está entretenida. Aunque el final lo considero un poco… soso. Y predecible, claro está. Eso sí, hay un detalle que me ha hecho mucha gracia, y es cuando Horikawa quiere sacudirle el polvo del trasero a Chie y le da vergüenza. Eso ha sido un puntazo.

A destacar: las apariciones por sorpresa de Horikawa y cómo hace rabiar a Chie. Por lo demás, es bastante simple y normalito.

Continuamos con la segunda historia: Un instante de luna. Aquí nos presentan la historia de Mizuho y Shuugo. Mizuho envidia a su hermana y es un poco caprichosa con las cosas que a esta le pertenecen. Desde siempre estuvo enamorada del Shuugo. El problema es que él era el novio de su hermana. Una noche de luna llena, le roba un beso al chico. Pero esa noche, su hermana tuvo un accidente de tráfico. Un año después, Mizuho intenta que Shuugo la vea como una mujer y no como una hermana pequeña; y Shuugo no sabe qué es lo que siente. ¿Pero que ocurre cuando aparece un pretendiente para Mizuho?

Esta creo que es la historia más elaborada de todo el tomo, o al menos, me da la impresión. Y eso que sigue siendo un topicazo como la otra. Hermana mayor muerta, hermana menor enamorada del novio de esta, novio que no sabe que hacer con la pequeña; y cuando sale un chico que se quiere quedar “con lo que es suyo”, es cuando el chico la quiere solo para él. Vamos, el culebrón típico de las telenovelas. El caso es que aquí me encanta el personaje de Shuugo. No sé, me encanta el dibujo que ha elegido la autora para él y ese complejo de hermano sobre protector/novio celoso/chico deprimido me atrae mucho. No sé, es un encanto.

A destacar: la escena principal del beso y la del casi atropello. Te dejan el corazón en un puño y las dos con un pobre Shuugo de víctima. ¡Por qué le hacéis esto!

Ahora la tercera historia: Línea contigua de novios. Aquí tenemos la historia de Aya, una adolescente que ha sido comprometida en matrimonio contra su voluntad y que quiere escapar de ese destino a toda costa. El día de la entrevista con su prometido, se escapa y se topa con “Sawaki”, que la ayuda y le da cobijo durante algunos días. Pero Sawaki no es quién es en realidad, sino que se trata de Eiji, un chico que lleva mucho tiempo observando a Aya y que, por azares del destino, es el mejor amigo del auténtico Sawaki, el prometido de Aya. ¿Qué hará Aya cuando lo descubra? ¿Y si es demasiado tarde y ya se ha enamorado de “Sawaki”?

Esta es la otra historia que más me ha gustado del tomo. Aunque la protagonista me cae como una patada en el estómago. Es para pegarle de palos a más no poder. Pero supongo que es normal, siendo criada como ha sido criada. El que sí que es un amor es “Sawaki” o Eiji, como queráis. Además, es que me pone el dibujo de la autora en los chicos, por muy iguales que sean estructurados. Y sin duda, el mejor momento de esta historia es el final, cuando Aya está leyendo la carta que previamente le había envíado “Sawaki” y él aparece, recitando esas palabras para ella. ¡Me encanta como está dibujada! Se la ha currado, si señor.

A destacar: el final. El dibujo de la escena es sublime. Y los puntazos con la patosidad de Aya. El pobre de “Sawaki” no sabe donde meterse.

Y llegamos a la cuarta historia: Juntos donde sea. Aquí nos encontramos con Manami y Satoru, dos chicos que reciben continuos abusos de sus compañeros de clase, porque son feos e inútiles. Pero un día se caen a un estanque y aparecen en un vaso de agua… ¡en un mundo donde ellos son diminutos! Una chica los recoge y los confunde con muñecos realistas. ¿Ahora que harán?

Sinceramente: ESTA HISTORIA SOBRABA. Es una pura chorrada y una pérdida de tiempo leerla. Para meter estas páginas, hubieras dado más páginas a alguna de las otras historias. Siempre lo diré con esta clase de cosas en los tomos únicos: menos bobadas y más páginas para las historias buenas. La historia es tonta, los personajes son planos y estúpidos, el dibujo es malo… ¡Si es que me da pena leerla! Eso sí, al menos ninguno de los protagonistas tiene semejanza con los de las otras historias, un punto a su favor, viniendo de parte de Ako Shimaki. Pero sobra completamente.

A destacar: el final y por el toque cómic que tiene, no por otra cosa. Lo mejor de la historia son las 2 últimas páginas, lo demás, se puede ir a tomar viento fresco.

En lo que respecta al tomo en sí, me gusta. Es ameno y mono para leer en un ratito de aburrimiento. De hecho, suelo releerlo algunas veces porque me apetece – y porque la mayoría de las veces no te acuerdas de que iba, a pesar de leer el título – Quitando la historia del final, las otras tres están bastante bien y pasables. En la estantería se queda en su sitio privilegiado por ser de los primeros que tuve.

  • Aspectos positivos: es un tomo único, que vale 8€ y que está bien para pasar un rato ameno. Los personajes masculinos, que en este tomo son especialmente geniales todos y cada uno de ellos; y harán que te enamores irremediablemente. Si te pasa como a mí, y no tienes nada mejor que leer en este momento y te apetece algo cerrado, no estaría mal empezar a probar por este. Se le da una oportunidad a la autora.
  • Aspectos negativos: el irremediable parecido en todos y cada uno de los protagonistas, menos el último de todos. Eso puede llegar a cansar a un lector especial con los personajes de distintas historias. Y la historia final, que sobraba completamente. Para quemarla vamos, solo se salva el toque final. Y quizás, que por otro lado, las historias son demasiado predecibles, pero aún así, el dibujo las salva de este hecho y consigue engancharte.
Advertisements

One comment on “Rincón de Manga: Amor a segunda vista

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s