Rincón de Manga: Black Bird #1

Vamos a abrir la sección de manga con el aquí presente. – más bien: eres tan tiquismiquis que quieres hacer las cosas bien y solo vas a empezar reseñando aquellos mangas de los que tengas en el cuarto de la resi el tomo 1 o sean tomos únicos #hedicho –

Pues aquí tenemos el tomo #1 del manga Black Bird de Kanoko Sakurakouji. Como anécdota curiosa, diré que este manga lo llevo al día por scans y que empecé a leerlo hace un mes. Recuerdo que fue por recomendación de una amiga, pero no recuerdo que amiga, así que… siento mi memoria de pez por ello. El caso es que ya había oído hablar de él, había gente que no paraba de hablarme de él y finalmente, que le di una oportunidad. Mi sorpresa fue encontrarme un dibujo conocido: claro, como que era un manga de una autora de la que ya tenía en mi poder 2 tomos únicos, así que eso le sumaba un punto a su favor.

En fin, que así fue como acabó en mi poder el tomo #1, debido a mi fetiche de “comprar lo que veo en anime y lo que me gusta en manga licenciado en España” – siempre que me sea posible y asequible a mi bolsillo –

Comenzamos la lectura del tomo, que contiene un total de 5 capítulos. En él se nos presenta la historia de Misao Harada, una adolescente que por azares del destino, es capaz de ver espíritus y demonios. Para su mala suerte, porque estos le hacen la vida imposible: la atacan constantemente, haciéndole tener más de un accidente aparatoso. Ella intenta llevar una vida normal, mientras anhela fervientemente por el regreso de su vecino y amigo de la infancia. Este, no es otro que Kyo Usui, a quien con gran sorpresa encuentra nuevamente en el jardín de la casa vecina, volviendo de clases. Una vez que los dos se han reencontrado, los problemas no han hecho más que empezar, ya que Kyo no es humano… es un tengu.

Un primer aviso que me veo en la obligación de hacer es que, sino te gusta ver sangre, no leas este manga, porque no hay casi ningún capítulo en el que la pobre Misao no salga herida, y con herida no me refiero a un corte con una hoja de papel, sino a mordidas y espadazos varios. Y además, como no podía ser de otra, la editorial que lo tiene licenciado en España es Ivrea, así que ya sabemos qué temática tiene el manga: ecchi – a ver, que no es malo, que solo salen algunas escenas nimias de desnudos, nada hentai, por favor –

En cuanto al contenido del tomo, vamos a intentar hacer una escena sin demasiados spoilers por ser la primera. – creo que eso ya te lo has pasado por el forro – Me gusta mucho el dibujo de esta autora, es más, los protagonistas me recuerdan a los de los otros 2 tomos de manga que ya tenía de la autora, lo que me enamora más de ellos, sobre todo del protagonista, Kyo. Las escenas de presentación de personajes son sublimes y sabe captar muy bien la esencia de los mismos.

En el primer tomo notamos como el principio de la historia se asienta: los protagonistas se reencuentran, aparecen las revelaciones de la verdadera identidad de Kyo – es un tengu – y de Misao, que no es otra que “el Senka” o “alimento de ayakashis”, un humano muy raro que solo nace una vez cada 100 años. Aquel que coma su carne obtendrá infinitos poderes o… aquel que se case con ella obtendrá prosperidad para su clan y una fuerza suprema. El esquema parece repetitivo a lo largo del tomo: Misao está en problemas y Kyo viene a salvarla, lo que le hace despertar sentimientos por él… ¿o ya los tenía? Kyo fue su primer amor, pero ella no es capaz de recordar las memorias vividas con él en el pasado, cosa que desilusiona a Kyo, pero no por ello la va a abandonar y casi pierde la vida protegiéndola de los youkais que van tras su cuerpo.

Hay historias intermedias típicas de la temática de instituto: declaraciones, triángulos amorosos, celos… pero todos aderezados a la temática del manga: los youkais y la relación amor-protección que se profesan los protagonistas. Y hay un personajillo en especial que debe ser nombrado y ese es… ¡Taro! Taro es un youkai tengu también, como Kyo y vive en su casa como su ayudante. Su pequeño ayudante podríamos puntualizar, ya que es un niño monísimo y de sonrisa irresistible – me derritió nada más verlo – Y pobrecito que siempre llega en los peores momentos y se lleva la bronca de Kyo.

En lo que respecta al final del tomo, solo puedo decir que me ha encantado. Esta tensión final entre los protagonistas es magnífica… y como lo corta con esa nota humorística también sublime. Es muy típico de esta autora y a lo largo del tomo, que Kyo saque su vena pervertida con Misao en estas situaciones y esta se enfade, lo que ocasiona que Kyo se lleve un bien merecido escarmiento. Sin duda, unos momentos geniales.

  • Aspectos positivos: shojo ivreada de temática youkai con un protagonista que enamora, un dibujo maravilloso y una pareja definida desde el principio. Destacado: ¡Taro! En cuanto lo veáis os enamoraréis de este pequeñajo
  • Aspectos negativos: no sabría si señalar alguno, quizás la sangre y las escenas morbosas y medio “pornográficas” típicas de shojos ivreadas, pero si leéis el manga, veréis que la mitad andan justificadas. Pero eso no le quita el morbo.
Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s